domingo, noviembre 28, 2021
HomeAgriculturaSe duplicó el área de riesgo de incendios: 7 millones de hectáreas...

Se duplicó el área de riesgo de incendios: 7 millones de hectáreas están en alerta

Así lo estimó un informe del INTA, fundamentalmente sobre las provincias de Buenos Aires, La Pampa y Río Negro. Para contrarrestarlo, recomendaron una serie de medidas.

Un informe elaborado por el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) señala que hay más de 7 millones de hectáreas que actualmente están en alerta por posibles incendios, una cifra que representa el doble de lo estimado el año pasado y que alcanza a la provincia de Buenos Aires, La Pampa y Río Negro.

“Cada año, de noviembre a marzo, se registra la temporada de incendios, pero, en esta oportunidad, el clima profundiza el riesgo. Es que se registra un marcado déficit hídrico, que se suma a un pronóstico de temperaturas por encima de lo normal y una acumulación de material vegetal por las lluvias ocurridas entre agosto y septiembre. Frente a este panorama, desde el INTA se estimó el área de riesgo para la región centro del país y los informes demuestran que las hectáreas en alerta se duplicaron”, explica el informe.

Incendios Web

Asimismo, Pablo Vázquez, especialista en gestión ambiental y recursos naturales del INTA, destacó que “las lluvias invernales demostraron que los pastizales, si bien están afectados por la sequía, respondieron muy bien a la lluvia, sobre todo en las zonas de difícil acceso para el ganado, como son las zonas muy arbustizadas o muy alejadas de las fuentes de agua. A esto debemos agregarle que hay cerca de 3 millones de hectáreas que no se han incendiado en más de 10 años”.

El informe a su vez remarcó que “los riesgos de incendios son mayores a los del año pasado”. Incluso, estiman que se podía dificultar la disponibilidad de recursos humanos para combatirlo por la fuerte presencia de numerosos focos de incendios en 11 provincias del país.

Con respecto a Buenos Aires, sostuvieron: “Para el sur del distrito bonaerense se estima que hay 1,4 millones de hectáreas en riesgo. El año pasado no hubo grandes incendios, por lo que quedó mucha materia seca chica en suelo. Las lluvias ocurridas entre julio y fines de septiembre favorecieron el brote de los pastizales y pasturas de alto desarrollo que ocupan un total de 1,1 millones de hectáreas en el sudoeste bonaerense. A su vez, en Río Negro se estiman otras 1,1 millones de hectáreas que dan una totalidad de más de 7 millones de hectáreas en alerta, el doble de lo estimado el año pasado”.

Como recomendaciones, dijeron que “es fundamental llevar adelante un buen manejo del campo para reducir el riesgo de registrar focos de incendios durante la época estival. En este sentido destacaron la importancia de realizar tareas de prevención que consisten en mantener limpias de material combustible las picadas cortafuego, alambrados e instalaciones”.

“Es imprescindible mantener alambrados, cortafuegos, picadas e instalaciones libres de vegetación, tarea que puede realizarse con arado o rastra de discos en una franja de ocho metros a cada lado del alambrado en los potreros con vegetación baja y de 20 metros en los campos con monte. Asimismo, coordinar con municipios y vialidad provincial-nacional el mantenimiento de las banquinas de rutas”, concluyeron.

spot_img
spot_img
spot_img

MÁS POPULARES

spot_img
spot_img
- Advertisment -spot_img