viernes, mayo 14, 2021
HomeAgriculturaAchetoni sobre el posible cierre de exportaciones de carne vacuna: “Pondría al...

Achetoni sobre el posible cierre de exportaciones de carne vacuna: “Pondría al sector en rebeldía”

En diálogo con Tranquera, el presidente de la Federación Agraria evaluó que no cree que el Gobierno finalmente tome esa medida, ya que se tratan de “amenazas sin consistencia”, pero advirtió que “sorpresas de ese tipo” podrían generar un conflicto.

El presidente de la Federación Agraria Argentina (FAA), Carlos Achetoni, dialogó con Tranquera sobre los dichos de la secretaria de Comercio Interior de la Nación, Paula Español, quien afirmó que “no le temblará el pulso” al Gobierno nacional en cerrar las exportaciones de carne vacuna si los precios siguen en aumento.

“Creo que son amenazas sin consistencia, porque el efecto ya ha sido medido en otro tiempo y hoy la verdad que la Argentina tampoco tiene el lujo de privarse de esos dólares. Sobre todo en un momento donde se abrió un nuevo mercado con México. No sería la mejor medida y lo pondría al sector en una rebeldía por una cuestión lógica. Ya sabemos cómo nos fue y la retracción que se generó en la ganadería. No debemos aislarnos del mundo”, sostuvo el dirigente.

Consultado sobre si la Federación Agraria iría a un paro en caso de que se adopte esta medida, Achetoni aseguró: “Es muy apresurado pensarlo, primero porque creo que no la van a tomar. Pero obviamente que, llegado el caso, se analizaría. Lo cierto es que se tuvieron conversaciones como para que no haya sorpresas de este tipo y todo se pueda hablar, para que se vaya por las vías normales, sin que se tomen decisiones que generen un nuevo conflicto”.  

Además señaló: “Tendría que controlarse la inflación, porque nos está golpeando fuerte en todos los sentidos.  Para producir cualquier commodity, nuestros costos se están elevando mucho y la ganadería no está exenta de todo eso. El precio de los insumos también está teniendo una escalada muy fuerte, y la rentabilidad no es tan grande como pareciera. Aún más, cuando hablamos de un dólar oficial al que hay que restarle un 33% en el caso de la soja, y un 12% en el maíz y trigo. Además de una dualidad cambiaria que complica bastante”.

“Si hay algo para solucionar, es la falta de trabajo. La pobreza no tiene que ver con los precios internacionales, sino con nuestra estructura económica a nivel interno. Bajar los precios de esa manera, seguramente va a generar, como ya está pasando con la lechería, que haya desincentivos y mermas en la producción. Además es más nocivo, porque termina incrementando los precios”, argumentó.

Además, indicó: “Excepto los de la Cuota Hilton, que tiene muy buen precio, otros cortes exportables tienen valores bastantes similares a los internos. Lo que sucede es que, con la inflación, medimos los productos de alimentos, o necesidades básicas, pero no miramos que los otros rubros han dejado totalmente desactualizados a los salarios. Me refiero a lo que es indumentaria, o cualquier repuesto, que tomaron un vuelo mucho mayor al de los alimentos. Eso afecta a cualquiera, al que tiene que ver con el campo y al que no. Los productos del campo han tenido un reacomodamiento de acuerdo al valor internacional, pero no en la magnitud de otros elementos”.        

Respecto a las consecuencias que un cierre de las exportaciones vacunas generaría para los pequeños y medianos productores, que son principalmente representados por la Federación Agraria, Achetoni explicó: “El productor pequeño, muchas veces, no es el grande que genera la exportación. Pero si se cerrara, se volcarían todos los márgenes exportables a la Argentina y bajarían los precios. Quizás, el que tenga mayor eficiencia y escala, soporte esa situación. Pero el pequeño va a ser el primero que salga del circuito”.

Sobre la caída del consumo doméstico de la carne vacuna, el menor en 18 años según un informe reciente de la Cámara de la Industria y Comercio de Carnes de la República Argentina (CICCRA),  el dirigente opinó: “Hay un componente que se debe al precio, pero también por mutaciones en el consumo. O sea, la proteína cárnica se demanda, pero se está reemplazando a la vacuna con porcina, ovina, y aviar. Quizás la cantidad de proteína sea bastante similar, pero más diversificada, y por eso se demanden menos cortes vacunos”.

Para finalizar, acerca del incremento del precio de los cortes de vaca en el mercado doméstico, Achetoni aseveró: “Para armarse de dólares, hay más pugna por conseguir hacienda, y eso ha valorizado mucho las compras, sobre todo en invernada. También hay otra cosa que tensiona los valores, que es la demanda de China por cortes que no son tan codiciados en las mesas argentinas, como el osobuco. Eso ha permitido mejorar los planteles de ganadería y darle buen valor a los lotes que eran vacas de descarte. Eso mejora y tracciona todos los rubros de los cortes vacunos”.        

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

MÁS POPULARES

- Advertisment -spot_img